El balón de fútbol es el elemento básico que nos permite disfrutar de el maravilloso espectáculo en el que se ha convertido este deporte. A continuación vamos a hablar de cómo ha evolucionado el balón o pelota de fútbol, algo que aunque no tiene relación directa con las apuestas de fútbol, sí que cada vez se está convirtiendo en un elemento de controversia porque las marcas comerciales no dudan en diferenciar cada vez más sus productos. No es extraño pues que uno de los temas de debate más frecuentes cuando se acerca un Mundial de Fútbol, una Eurocopa o cualquier competición nacional, sea el cómo afectará el balón a los porteros y por consiguiente a los resultados y a las apuestas.

Balones de fútbol en los Mundiales


En una primera etapa, que hemos asignado desde 1863 hasta 1972 destacamos que no había ninguna especificación respecto a la forma o el tamaño del balón. Éstos estaban hechos con piel de vejiga de cerdo, por lo que sus dimensiones eran totalmente inconsistentes. De hecho, la forma y el tamaño del propio animal solía determinar las dimensiones por lo que bastantes de estos balones de fútbol tenían una forma similar a la de los balones de rugby. Eso producía resultados impredecibles en cuanto al bote y a los efectos que se les daba en el golpeo.

La introducción de cámaras internas de goma en 1972 hizo que los balones fueran cada vez más esféricos, lo que provocó una mayor consistencia y partidos más justos.

 

  • Copa del Mundo de 1930

En la primera final de la Copa del Mundo, Uruguay y Argentina no consiguieron ponerse de acuerdo respecto al balón que se iba a usar en el partido. Ante esa falta de acuerdo, aceptaron jugar con ambos. Así pues, el balón argentino se usó durante la primera parte: Argentina ganaba 2-1 al descanso; mientras que el balón uruguayo se usó durante la segunda parte: Uruguay ganó el partido por 4-2. El balón que escogió Uruguay era más grande y pesado, conocido como el Modelo-T. Cada balón estaba cosido a mano y, por lo tanto, eran únicos.

 

  • A partir de la década de los 60: Balones sintéticos

El modelo blanco y negro de Buckminster es uno de los balones más famosos del mundo y se popularizó en esta época. Consta de 12 pentágonos y 20 hexágonos. El material sintético absorbía mucho menos humedad que la piel de los modelos anteriores y consiguió mucho éxito en el emergente fútbol profesional europeo. En 1970 se usó como el primer balón oficial de una Copa del Mundo. Algunos jugadores se quejaron de que era más difícil de controlar que los antiguos balones de cuero y, en un principio, no fue bien acogido por todos; pero se considera que ayudó a crear uno de los torneos más emocionantes de la historia de este deporte y que produjo algunos de los mejores goles de la Copa del Mundo de todos los tiempos.

 

  • Copa del Mundo de 1994

Adidas presentó el Questra, un balón que nació después de un campeonato con pocos goles, el de Italia y que hizo que la FIFA pusiera la esperanza de que ayudara a crear más espectáculo que en Italia ’90, donde la media de goles por partido se quedó en 2,21. En este Mundial de Estados Unidos, el balón era más fácil de controlar, más rápido y mucho más sensible que los modelos anteriores. Hubo 26 goles más que en la Copa del Mundo anterior y fue el campeonato con más goles desde 1982. Después se usaría en la Liga española desde mediados hasta finales de los 90.

Balones de fútbol Mundial Estados Unidos

 

  • Copa del Mundo de 2006

El balón escogido para esta cita mundialista fue el Teamgeist. En este mundial, disputado en Alemania, fue el primer balón que se personalizó con la fecha, la hora y el estadio del partido en cuestión. En lo que a sensaciones se refiere, generaba una trayectoria impredecible cuando iba por el aire y muchos porteros mostraron su descontento con el nuevo diseño.

Eso aumentó la tendencia a efectuar disparos arriesgados, ya que tenía la tendencia a virar y caer en pleno vuelo. Alemania se benefició de ello en un par de ocasiones con goles desde más de 30 metros y que quizás en otras ocasiones no se hubieran dado. De hecho, el portero alemán Oliver Kahn dijo que estaba “hecho para favorecer a los delanteros”. Hubo un total de 147 goles en el campeonato.

 

  • Copa del Mundo de 2010

El Jabulani sigue siendo uno de los diseños más controvertidos en la historia de los Mundiales. Principalmente porque tiene un menor número de paneles, lo que hace que sea más esférico que los modelos anteriores. Se construyó para mejorar la aerodinámica, pero los porteros protestaron debido a su impredecibilidad. Generó una fase de grupos con pocos goles: hubo menos que en los tres torneos anteriores. Pese a que hubo algunas críticas al principio, fue el balón que se usó en la Bundesliga durante la temporada 2010/11.

Balones Mundial Futbol

 

Sobre el Autor
Por
Redacción FÚTBOL

Nuestros expertos redactores deportivos tienen la vocación de analizar los mercados de fútbol más destacados y buscan las cuotas más atractivas para los lectores de nuestro blog que se animan con las apuestas deportivas.